Thursday, January 22, 2009

Escogí navegar con mi alma



“El peligro está donde está el cuerpo”
Alvaro Mutis

En algún momento incierto,
Acaso penoso,
Escogí entre el puente y el río.
Era el atardecer
Y las últimas luces del tráfago
Afiebrado de las ciudades
Danzaban destellando en los remolinos
Que arrastraban corriente abajo
Los excesos, las emociones, algunos insectos
Y los recuerdos de una vida sin retorno.
Escribí un poema, lo leí en voz alta
Bajo un farol rodeado de polillas
Y mariposas nocturnas.
Recordé el nombre de un par de mujeres
Que me hicieron conocer la maravilla,
La fatiga y la penuria de creer en el amor.
Entonces, como si fuese mi alma, arrugué
El papel y lo arrojé al río para olvidar.
Escogí navegar con mi alma.
Nunca el mismo rio cruzará este puente y
jamás este río en que me voy
volverá a ver este puente.
Verá mil otros y en todos
Hallará a un viajero en la encrucijada
Abandonando su cuerpo
Para alivianar la carga
Y seguir hacia el mar
La odisea eterna del alma.

Juazeiro de Bahía, Petrolina de Pernambuco
Rio Sao Francisco.
21 Janeiro 2009.

7 Comments:

Blogger david said...

Buenisimo..

viajar.. y sobre todo navegar con el alma...

un abrazo navegante!!

4:51 AM  
Blogger Juan Pablo said...

Linda crónica. En lo personal, si estuviese en la encrucijada, elegiría el río y vivir la odisea eterna del alma...

...sin duda es mejor que continuar afiebrado por las ciudades.

Saludos cordiales.

5:11 AM  
Anonymous Anonymous said...

El viaje interior... como siempre negrito, puro Deseo..
Bárbara

5:51 AM  
Blogger pazvillalobospino said...

If you hold a stone, marinheiro só
Hold it in your hand, marinheiro só
If you feel the weight, marinheiro só
You’ll never be late, marinheiro só
To understand…

Mas eu não sou daqui
Marinheiro só
Eu não tenho amor

un abrazo eterno
Paz

6:14 AM  
Blogger Danimora said...

me gustó, tiene otro color en comparación a los que te había leído antes, quizás es más sutil..pero igual de intenso.
un Beso Germán y siga su ruta

6:15 PM  
Blogger futranawel said...

Para mi que soy una especie de almirante boliviano, una especie de corsario suizo, un comodoro ugandés, el poema significa mucho, prescindir del barco, prescindir del viento, prescindir de las velas, prescindir de todo y sin embargo sentir vívidos la niebla salina en la cara, el cabeceo de la jarcia, el paso de las olas, la hinchazón de las velas con un buen mistral. me sumo, la goleta más intrépida será la liviana alma. bellísimo.

8:17 AM  
Blogger Marcela A. said...

No me gusta comentar la poesía, porque sólo sé de métricas y cosas que la desperfilan. Pero no puedo dejar de decir que me sorprende gratamente cómo logras un lenguaje puro, claro y con toda la emoción... bello. Nada que decir

pd: No pretendiste un piquero suicida al Río São Francisco! Dime que no!
Besito
Gracias-

10:47 PM  

Post a Comment

<< Home